¡SOY BOHEMIA ! ¿Y QUÉ?

Siempre me preguntan ¿que es ser Bohemio? les respondo : El Bohemio vive por vivir , se llena de angustia sin tener por qué, pero está alegre cuando otros no están.

El Bohemio vive su vida incansable de ideas ,algunas creativas y otras filosóficas, todas para hacer de su vida un paraíso. El Bohemio no teme, solo porque él vive su vida como quiere, ahora sin causarles daños a sus semejantes. Vive la vida con principios y hasta con responsibilidad pero hace lo que quiere cuando quiere. En la música encuentra pinturas, en las poesías encuentra música, y en las pinturas encuentra versos ...es así mientras que se bebe su copa y sin faltar un café en un bar escondido adonde solo se lee por la media luz y la atmósfera del tabaco. La noche es su tarima....ahi baila, canta, bebe, conversa y admira a otros como él. Se proclama el duende de la noche. Ve el mundo con otros ojos ...él ve colores en el cielo nublado, ve la melancolía en una rosa brillante en su esplendor.

Gracias a todos que entienden estas breves letras. ¡SÍIIIIIII!!!! ¡Soy una Bohemia !!! ¿y Qué?

Utiliza este servicio

Seguidores

Google+ Followers

Andy Warhol en una nota del Lic. Washington Daniel Gorosito Pérez


“No creerán la cantidad de personas que colgarían un cuadro de una silla eléctrica en su habitación si el color del cuadro entonara con las cortinas”, respondió el famosísimo artista estadounidense a una pregunta que le hicieron acerca del sentido de su arte en una de las miles entrevistas que circulan en libros, artículos, documentales e Internet.


Grafista, diseñador, pintor, cineasta, fotógrafo, promotor de grupos musicales y escritor esporádico, el considerado uno de los artistas más importantes de la segunda mitad del siglo XX y sin duda el más notorio del denominado arte pop.

Andy Warhol pasó de ser un reconocido publicista, en la década de los 50, a convertirse en el punto de referencia del arte moderno estadounidense hacia finales de los sesenta. Colaboró inicialmente en revistas como Vogue y Harpeer´s Bazar, después que Glamour le ofreciese su primer empleo, y 10 años después ya sería considerado uno de los grandes ilustradores de Nueva Cork.


Empezaba a ganar el dinero que siempre deseó, por el que viajó de Pittsburg a Nueva Cork, tan pronto acabó sus estudios en el Instituto Carnegie de Tecnología, cuando se decide por la pintura e instala su lugar de trabajo en lo que sería apodado The factory (La fábrica).

La imagen publicitaria, cultivada con destreza en sus inicios, sería esencial para el desarrollo de sus pinturas. Igual papel jugaría la fotografía, que por esos días ocasionó que sus mejores clientes prescindieron de sus ilustraciones, y el evidente rechazo del abstraccionismo que reinaba en el momento.

Utilizando la técnica de la serigrafía, los talleres de The factory, producirían en serie imágenes aparentemente inocuas: las páginas de las revistas que anteriormente Warhol dibujaba para publicitar determinados productos comerciales.

En adelante, estas serían el centro de atención de sus pinturas. De acá la botella de Coca-Cola y la lata de sopas Campbell´s reproducidas ad infinitum. La publicidad la haría entonces en solitario y la propia imagen convencional del artista que realiza por sí solo su propia obra sería cuestionada, así como la idea de que una obra pintada difiere radicalmente de una que ha sido realizada a partir del empleo de técnicas de impresión.

El arte pop, del que ya anunciaban Jasper Johns, Robert Rauschenberg y Roy Lichtenstein, recibiría un influjo determinante de la mano del artista, ahora sí convertido en el personaje famoso que siempre añoró.

Entre los años 1961-1968 Andy Warhol, puso al mundo del arte de cabeza.

A partir de los temas sugeridos en medios de comunicación, anuncios publicitarios, libros de cómics y objetos culturales sin ninguna profusión de nobleza, el arte adopta un nuevo sentido. Uno en el que se apela a las masas y se recrean sus principales referentes.

Para hacerlo frente a la supuesta banalidad que corroe la obra, a la aparente exaltación del consumo con que sus detractores valoraban el trabajo final, en más de una ocasión diversificaría personajes y situaciones.

Haría retratos de los íconos más significativos de la moda y el entretenimiento, como Marilyn Monroe, pero también incorporaría accidentes automovilísticos y revueltas sociales. Y todo seguirá siendo arte pop. El mismo arte que, casi que de manera profética, habría de adelantarse a la cultura mediática que nos define en la actualidad.

Warhol dirán los expertos, volcó el arte hacia la cultura pop y la cultura pop hacia el arte.

Lic. Washington Daniel Gorosito Pérez: Escritor. Poeta. Ensayista. Investigador Licenciado en Periodismo. Analista de Información Internacional. Catedrático Universitario.
© Lic. Washington Daniel Gorosito Pérez para Informe Uruguay

No hay comentarios: